Declaración de los Secretarios de Desarrollo Rural de todos los Estados del País en torno al PEF 2019
diciembre 20, 2018
Del 26 al 30 de Diciembre el Musical “11 Cuentos de Navidad” en el Teatro de los Héroes
diciembre 20, 2018

Exige ICHMUJERES a la Federación no reducir presupuesto para atender violencia de género

Se pronuncia en contra de los recortes que limitarán acciones de prevención y atención de la violencia contra las mujeres en el estado y en el país

 

Chihuahua sigue siendo una de las entidades mas afectadas por la violencia contra las mujeres. A nivel nacional, en proporción a su población,  ocupa el primer lugar en violencia familiar y el cuarto en feminicidio, por mencionar solo algunas cifras.

 

Ante esta preocupante estadística, el Instituto Chihuahuense de las Mujeres -ICHMUJERES- exige al Gobierno federal, al Congreso de la Unión y al Senado de la República, que en el paquete económico para el 2019 se incorpore de nuevo el Programa de Apoyo a las Instancias de Mujeres en las Entidades Federativas -PAIMEF- del INDESOL, ya que su desaparición significaría un grave retroceso en los avances hacia la erradicación de la violencia contra las mujeres en todo el país.

 

Solo en el estado de Chihuahua significa una reducción cercana a los 10 millones y medio de pesos del presupuesto del ICHMUJERES, lo que representa aproximadamente un 40% del total del gasto destinado por esta institución a acciones de prevención, atención y protección de mujeres víctimas de violencia.

 

Con la desaparición del PAIMEF tendrían que cerrarse 6 Centros de Atención a la Violencia contra las Mujeres (CAVIM´s) de los 11 que operan estratégicamente a nivel estatal, además de una importante reducción de personal altamente especializado en atención a víctimas, (70 en total). 40 de los CAVIM´s; 19 de los Centros de Justicia para las Mujeres CEJUM´s de Chihuahua y Ciudad Juárez; 5 del refugio de la zona serrana; 2 de la Unidad de Atención a Casos de Violencia Laboral; 1 persona de la sociedad civil y 3 personas más que dan seguimiento a los programas federales.

 

El PAIMEF ha sido clave en la erradicación de la violencia contra las mujeres, difícilmente se hubiera avanzado en  el tema sin este programa.

 

Para el 2019, el paquete económico presentado por la Federación contempla una disminución del 45% al Programa de Fortalecimiento a la Transversalidad de la Perspectiva de Género, que representaría dejar de recibir $1,784, 824.00 para trabajar en el marco normativo en materia de igualdad y no discriminación contra las mujeres; acciones para la igualdad entre mujeres y hombres; planeación y programación de la política de igualdad y en el fortalecimiento institucional.

 

De igual manera, el Programa de Salud del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva (CNEGSR) sufrió una reducción del 15%, lo que merma la capacidad de atención en los refugios para brindar servicios básicos de atención médica, psicológica y acompañamiento jurídico, así como alimentación para las mujeres con riesgo severo de violencia que deben ser protegidas, ya que se tendría que reducir el personal, mantenimiento y equipamiento de los edificios, profesionalización y contención del personal, entre otros.

 

Los recortes presupuestales implican la pérdida de la progresividad de los recursos que se suponen sean destinados para cerrar las brechas de desigualdad que se traducen en discriminación y violencia.

 

Por ende, nos colocamos en la exigencia de que se rescaten estos recursos,  en la convicción de que en la medida en que se avance hacia la igualdad sustantiva entre mujeres y hombres, irán desapareciendo las consecuencias fatales de la desigualdad, entre ellas las violencias contra mujeres, incluida la feminicida.

 

La falta de recursos pone en riesgo seriamente el compromiso del Estado Mexicano de garantizar el pleno ejercicio de sus derechos a las mujeres, primordialmente los que tienen que ver con garantizar su vida y seguridad.

 

Cabe señalar que en el caso de Chihuahua, el ICHMUJERES siempre ha operado con la mezcla de recursos federales y estatales, sin embargo, la reducción y/o eliminación del recurso federal menguaría drásticamente la capacidad operativa en perjuicio de las mujeres que viven violencia, que según datos del INEGI son siete de cada 10.

 

Por tanto, exigimos que se dé marcha atrás a esta medida que vulnera a las mujeres, con el compromiso que, de nuestra parte redoblaremos esfuerzos para hacer mas eficientes y efectivos los recursos que se destinen a este fin.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *