Para evitar la tala en el amazonas se instalara internet!

82

Las autoridades de Brasil y el director ejecutivo de SpaceX, Elon Musk, están negociando un acuerdo para que la compañía proporcione internet satelital en la selva amazónica y ayude a detectar la deforestación ilegal que afecta a ese territorio, informó hoy el gobierno del país sudamericano.

El ministro de Comunicaciones de Brasil, Fabio Faria, abordó hoy con el multimillonario sudafricano de 50 años en Austin, Texas, una posible alianza para que SpaceX proporcione su servicio de internet por satélite, Starlink, a escuelas y centros de salud en áreas remotas y para que sus satélites ayuden a detectar la devastación de la mayor selva tropical del planeta, informó el ministerio.

“Estamos hablando de cuestiones ambientales y de conectar a la gente en las escuelas rurales de Brasil. Estoy muy, muy emocionado de comenzar una asociación con Starlink y con SpaceX y Brasil“, dijo Faria en un video publicado en Twitter después de la reunión.

Musk, también fundador y director ejecutivo del fabricante automotriz Tesla, dijo por su parte “estar deseando brindar conectividad básicamente a las personas menos atendidas de Brasil” y ayudar a “asegurar la preservación de la Amazonía“.

Un portavoz del ministerio dijo que la reunión fue un “primer acercamiento” y que aún no hay una fecha para firmar un acuerdo.

Starlink utiliza una “constelación” de más de mil 500 satélites de órbita baja para brindar un servicio de internet accesible desde la mayor parte del planeta, algo que podría incluir áreas remotas como la Amazonía, el 60 por ciento de la cual está en Brasil.

El servicio podría suponer el inicio de una revolución de la conectividad en el país sudamericano, donde alrededor de 40 millones de personas (un 19 por ciento de la población) carecen de acceso a internet.

Faria dijo que las conversaciones con la compañía estadunidense tienen como objetivo llevar el acceso a internet a todas las escuelas rurales, así como a las reservas indígenas y otras áreas remotas.

La reunión se produce en momentos en que el gobierno del presidente Jair Bolsonaro busca combatir las críticas internacionales que lo responsabilizan de promover un aumento abrupto de la deforestación en la Amazonía, un área considerada vital para frenar el cambio climático, con su discurso favorable a las actividades extractoras en áreas protegidas.

Desde que el presidente ultraderechista llegó al poder en 2019, la deforestación en la Amazonía brasileña ha aumentado de un promedio de 6 mil 500 kilómetros cuadrados por año durante la década anterior a alrededor de 10 mil kilómetros cuadrados, según datos del gobierno basados en imágenes de satélite.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here